¿Qué problemas audiológicos ha de tener un buen candidato para un sistema de conducción ósea?

¿Qué problemas audiológicos ha de tener un buen candidato para un sistema de conducción ósea?
¿Qué problemas audiológicos ha de tener un buen candidato para un sistema de conducción ósea?

¿Qué es un implante de conducción ósea?

 

Un implante de conducción ósea es un dispositivo médico que transmite sonido por conducción ósea directa a través del oído interno, evitando el oído externo y el oído medio, que se suponen uno, otro o ambos afectados.

 

Un sistema de conducción ósea consiste en un pequeño implante de titanio, un pilar y un procesador de sonido. El sonido es transmitido como vibraciones desde el procesador de sonido hasta el implante, a través del hueso hasta el oído interno.

 

Cochlear

 


Desde el punto de vista audiológico, los pacientes son candidatos a un sistema de conducción ósea (BAHS) si tienen pérdidas auditivas conductivas y mixtas, o si tienen una pérdida de audición profunda unilateral, también conocida como sordera unilateral (SSD).

También se incluyen pacientes que tienen otras características físicas u otras condiciones médicas que hacen que sea imposible usar un audífono convencional.


 

 

Los pacientes que tienen pérdidas conductivas o mixtas asociadas con cualquiera de las siguientes condiciones pueden ser candidatos para un dispositivo con anclaje óseo:

 

Más información sobre las tres primeras condiciones:

Otitis media supurativa

 

Cuando hablamos de sistemas de audición osteointegrado, nos referimos a dispositivos implantados con un pilar. Sin embargo, es posible usar temporalmente un dispositivo de anclaje óseo a través de una banda suave (una banda elástica alrededor de la cabeza o softband). La banda suave puede ser muy útil en casos de otitis media supurativa. En la mayoría de los casos, la OME es una enfermedad transitoria que afecta principalmente a los niños. La mayoría de los niños se recuperan de forma espontánea o con tratamiento quirúrgico (inserción de tubo de drenaje). Sin embargo, en algunos pacientes, la OME puede ser una condición fluctuante y semicrónica (p. ej., en personas con síndrome de Down o paladar hendido). Si la OME se trata con un audífono BTE tradicional, el audífono deberá readaptarse constantemente ya que la audición fluctúa. Si esta afección fuera tratada con un dispositivo de conducción ósea, estimularía clara y directamente a la cóclea, sin necesidad de modificaciones.

Otitis media crónica

La otitis media crónica es una afección persistente de larga duración. Puede implicar la perforación del tímpano,  como el caso de la fotografía.

En pacientes con otitis media crónica, los BTE con moldes oclusivos están contraindicados, ya que impiden la ventilacion del oído y pueden agravar la infección. Si no se trata puede provocar daño coclear (Papp, Rezes, Jókay y Sziklai, 2003). El BAHS percutáneo se puede utilizar con resultados favorables (Snik et al., 2005).

Se ha demostrado que el reemplazo de BTE por un implante de conducción ósea tuvo un efecto positivo significativo (Macnamara et al., 1996; Mylanus et al., 1998; McDermott et al., 2002). La reducción de infecciones observada dió como resultado un menor número de visitas al ambulatorio, una consideración importante para los pacientes, y para los hospitales en términos del costo beneficio del tratamiento (Hol et al., 2004).

Atresia auditiva / Microtia.

Se ha publicado una revisión sistemática de más de 107 artículos relacionados con la atresia auditiva en el Journal Otology and Neurotology (Nadaraja, Gurgel, Kim y Chang, 2013). Los pacientes con atresia / microtia auditiva son candidatos ideales para un dispositivo BAHS.

Algunos de estos pacientes pueden someterse a cirugía reparadora. Para definir un resultado exitoso después de la reparación de la atresia, se usa un criterio bastante amplio. Si el GAP óseo aéreo es de 30 dB o menos, el resultado se considera suficiente.

Un metaanálisis de seis estudios diferentes mostró que solo el 57% de los pacientes cumplió este criterio un año después de la operación (Nadaraja, Gurgel, Kim y Chang, 2013). Por lo tanto, muchos pacientes pueden necesitar amplificación después de la cirugía (Evans y Kazahaya, 2007).

Otro análisis de Nadaraja y su equipo, encontró que los pacientes con atresia que están equipados con BAHS requieren menos visitas de seguimiento y tienen menos complicaciones después de la cirugía. Una vez más demuestra ser una medida más rentable debido a una reducción en las citas médicas. Además, es mucho mejor para el beneficio del paciente.

 

 

¿Las personas con hipoacusia unilateral son candidatas para sistemas auditivos por vía ósea?

 

Los pacientes con SSD tienen una cóclea no funcional y una cóclea funcional. Al mirar su audiograma verá dos medidas de umbral muy diferentes: una que muestra una audición normal o casi normal, y la otra que muestra una pérdida auditiva neurosensorial profunda.

 

Un paciente es candidato BAHS SSD si su mejor oído tiene una audición normal o casi normal (con un umbral promedio de conducción aérea <20 dB HL), y el peor oído tiene una pérdida auditiva profunda. También pueden ser candidatos de un BAHS si no pueden recibir un audífonos de sistema CROS (por ejemplo, tienen una reacción alérgica a un molde), o si son candidatos para un CROS, pero eligen no usar este sistema de conducción aérea. Para los pacientes con SSD, el procesador de sonido se coloca en el lado sordo, y recoge el sonido que luego se transfiere a la cóclea en funcionamiento en el lado opuesto, a través de la conducción ósea, que funciona como un dispositivo CROS.

 

Son candidatos para un BAHS con SSD, las causadas por:

 

  

 

Intervención quirúrgica de un implante osteointegrado

Escribir comentario

Comentarios: 0